InicioEconomía130 países se unen...

130 países se unen para imponer un tipo mínimo de Sociedades del 15%

Un total de 130 países han acordado una reforma fiscal global que garantice que las multinacionales paguen su parte justa dondequiera que operen, dijo el jueves la OCDE, pero algunos estados de la UE se negaron a firmar.

La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico dijo en un comunicado que las empresas mundiales, incluidos los gigantes estadounidenses Google, Amazon, Facebook y Apple, tributarán a un tipo de al menos el 15% una vez que se aplique el acuerdo.
El nuevo régimen fiscal añadirá unos 150.000 millones de dólares (125.000 millones de euros) a las arcas públicas de todo el mundo.

«El marco actualiza elementos clave del centenario sistema fiscal internacional, que ya no es adecuado para el propósito de una economía globalizada y digitalizada del siglo XXI», dijo la OCDE.

El acuerdo formal se produce después de que el grupo de países ricos del G7 lo aprobara el mes pasado en una reunión en Gran Bretaña. Las negociaciones pasan ahora a una reunión del grupo de economías desarrolladas y emergentes del G20 que se celebrará los días 9 y 10 de julio en Venecia (Italia).

El Presidente de EE.UU., Joe Biden, dijo que el último acuerdo «nos pone a tiro de un acuerdo mundial completo para detener la carrera hacia el fondo de los impuestos de sociedades».

Alemania, otro de los partidarios de la reforma fiscal, la calificó de «paso colosal hacia la justicia fiscal», y Francia dijo que era «el acuerdo fiscal más importante en un siglo».

El ministro de Economía británico, Rishi Sunak, cuyo país preside actualmente el G7, afirmó que «el hecho de que 130 países de todo el mundo, incluidos todos los del G20, estén ahora a bordo, supone un paso más en nuestra misión de reformar la fiscalidad mundial«.
El ministro francés de Economía, Bruno Le Maire, declaró en una rueda de prensa: «Me alegro de este gran paso. Es el acuerdo fiscal internacional más importante alcanzado en un siglo»

En interés de todos

Sin embargo, Irlanda y Hungría, países de la Unión Europea con baja fiscalidad, se negaron a firmar el acuerdo alcanzado en el marco de la OCDE, según la organización, lo que pone de manifiesto las persistentes divisiones sobre la fiscalidad mundial.

Ambos países forman parte de un grupo de naciones de la UE, entre las que también se encuentran Luxemburgo y Polonia, que han confiado en los bajos tipos impositivos para atraer a las multinacionales y construir sus economías.
Irlanda, sede de los gigantes tecnológicos Facebook, Google y Apple, tiene un tipo impositivo del 12,5%.

El ministro irlandés de Finanzas, Paschal Donohoe, ha advertido de que las nuevas normas, si se cumplen, podrían hacer que Irlanda perdiera el 20% de sus ingresos empresariales.
Nueve de los 139 participantes en las conversaciones no han firmado hasta ahora el acuerdo.

Sin embargo, China, cuya posición estaba siendo observada de cerca, ya que ofrece incentivos fiscales a sectores clave, respaldó el acuerdo.
«A todos nos interesa que lleguemos a un acuerdo final entre todos los miembros del Marco Inclusivo, tal como está previsto para este año», dijo el Secretario General de la OCDE, Mathias Cormann.

«Este paquete no elimina la competencia fiscal, como no debería, pero establece limitaciones acordadas multilateralmente sobre ella», dijo Cormann, añadiendo que «también da cabida a los diversos intereses de la mesa de negociación, incluidos los de las pequeñas economías y las jurisdicciones en desarrollo».

Una economía mundial «más equitativa

Los responsables de finanzas han caracterizado un impuesto mínimo como necesario para frenar la competencia entre países por quién puede ofrecer a las multinacionales el tipo más bajo.

Para Biden, un acuerdo fiscal global ayudará a mantener la competitividad de EE.UU., ya que ha propuesto subir los impuestos de sociedades nacionales para pagar un programa de infraestructuras y empleo con un precio de unos 2 billones de dólares.
Biden saludó un «paso importante para que la economía mundial avance y sea más equitativa para los trabajadores y las familias de clase media en Estados Unidos y en todo el mundo».

Señaló que los países firmantes representan más del 90% de la economía mundial.
En el comunicado de la OCDE se afirma que el paquete «proporcionará un apoyo muy necesario a los gobiernos que necesitan recaudar los ingresos necesarios» para arreglar sus presupuestos e invertir en medidas que respalden la recuperación posterior a la crisis.

DIFUNDE LA VERDAD

Ultimas Noticias

Continue to the category

NOTICIAS MÁS VISTAS